Nuevos horizontes

Quiero estar libre de todo
al comenzar este viaje.
Y zarpar sin equipaje,
con mis pies limpios del lodo

que representa el pasado
de mis mares tormentosos.
De los dolores y gozos
que mis hombros han cargado.

Porque merece, tu amor
un hombre entero, completo.
Libre del llanto y sudor,

de mil batallas perdidas.
Que acabó su derrotero
y anhela nuevas partidas…